:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Capilla de Santo Tomé


La Capilla de Santo Tomé es un pequeño templo de planta rectangular en dos cuerpos. En la fachada principal destaca un pequeño óculo sobre la entrada, con una cruz encima del mismo. La fachada aparece coronada por una espadaña.

El resto de las fachadas carecen de ornamentación, apareciendo tan solo pequeños huecos que perforan el muro dejando entrar la luz.

La cubierta, a dos aguas, tiene en cada uno de los vértices de los dos cuerpos un pináculo.

Está ubicada en un bello entorno natural, rodeada de árboles y zonas verdes.