::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Pazo de la Torre de Miraflores

El Pazo de la Torre de Miraflores se encuentra situado en parroquia de San Gines de Padriñán, a un kilómetro de la villa de Sanxenxo y en la ladera del monte Ventureira. Pocos datos se conocen con exactitud sobre la fecha de su construcción. Se sabe que en el siglo XVII ya existía el cuerpo de la torre, utilizada como atalaya sobre la desembocadura de la ría, y al que posteriormente añadieron otro cuerpo alienado con dos plantas constituyendo un monumental conjunto arquitectónico. La torre, de planta rectangular con bajo y dos pisos, exhibe en la fachada orientada al mediodía un blasón coronado con armas de los Sarmiento, Valladares, Bazán y Salgado, además de otros elementos decorativos como gárgolas, pináculos y almenas.

Adosado al lado derecho de la edificación hay un portalón almenado con cruz, el cual da acceso a un patio en el que una sencilla escalera de piedra conduce a la vivienda y huerto. En la actualidad, el estado de conservación de las distintas dependencias pacerás es muy precario. 

Antiguamente la propiedad abarcaba una extensión que iba desde el monte Ventureira hasta la playa de la Carabujera, incluyendo la casona de la Florida, quedando la finca reducida en la actualidad a la plantación de viñedo que va desde la ladera del monte hasta el Pazo, en cuyo terreno se conserva un típico hórreo y un palomar.

Respecto al fundador de la Torre, se dice que fue don Diego Sarmiento de Valladares, Inquisidor General del siglo XVII, que presidió el Auto de Fe más aparatoso y espectacular celebrado en Madrid durante el reinado de Carlos II. Posteriormente, en el ano 1713, vivió en el Pazo el hidalgo don Jácome Sarmiento de Valladares, "Capitán para la defensa de la gente enemiga", pasando a finales del siglo XVIII a la familia Pardo B3zan de Cambados por vínculos jurídicos y sanguíneos. Durante la segunda mitad del siglo XIX, fue residencia de veraneo de Figueroa y Somoza, Condes de Pardo Bazán por dignidad del Pontífice Pío IX. De este matrimonio, en 1851, nació la que sería eminente escritora doña Emilia Pardo Bazán que vivió en la Torre de Miraflores durante los veranos de su niñez y de los que siempre guard6 gratos en inolvidables recuerdos inmortalizados en alguna de sus novelas. Casada con José Quiroga y Pérez de Deza, tuvo dona Emilia tres hijos: Jaime, María de las Nieves (Blanca) y María del Carmen. Al fallecer en 1921, heredo la propiedad del Pazo de Miraflores su hija Blanca, quien al quedarse viuda del Marques de Cabalcanti y sin hijos vendió toda la propiedad a doña Rafaela Osorio de Moscoso, Duquesa de Terranova y Marquesa de Poza. El pazo pertenece en la actualidad a don Rafael de la Cierva Osorio de Moscoso y dona María del Carmen García Bermúdez, Condes de Cardona.